Alstom implantará la impresión 3D en su planta ferroviaria de Barcelona

Redacción
Sábado, 10 Septiembre 2016
Alstom implantará la impresión 3D en su planta ferroviaria de Barcelona

Alstom generará cien nuevos puestos de trabajo en su planta de fabricación de trenes de Santa Perpètua de Mogoda (Barcelona), que empezarán a incorporarse a partir de este mes de septiembre de 2016, en lo que supondrá el primer aumento de personal en esta instalación desde el inicio de la crisis.

La planta trabajará al 100% de su capacidad a finales de este año, a medida que se materialicen los proyectos internacionales en curso, que garantizan carga de trabajo para, al menos, más de dos años, informó el presidente de Alstom España, Antonio Moreno.

Actualmente, la planta tiene 550 trabajadores directos y unos 200 indirectos. En septiembre de 2014 implantó un expediente de regulación temporal de empleo para todo el personal con una vigencia de dos años, que la empresa suspendió a principios de este año ante el aumento de la carga de trabajo.

La factoría catalana de Alstom tiene nueve proyectos en curso. Se trata de la fabricación de tranvías para tres ciudades de Argelia, Sidney y Qatar, y de unidades de metro para  Guadalajara (México), Santo Domingo y Panamá. Además, la multinacional francesa compite actualmente por el contrato de suministro a Renfe de treinta nuevos trenes AVE, un 'macropedido' de 2.600 millones de euros por el que compite con Siemens, Talgo, Bombardier y CAF.

Por el momento, Alstom ha iniciado un plan de modernización y digitalización de la fábrica de Santa Perpètua para convertirla en referente dentro del grupo y "la primera planta 4.0 del sector ferroviario". Para ello, apostará por la robótica, la realidad aumentada y la simulación, la impresión 3D de piezas y herramientas, el 'big data' y el Internet de las Cosas, entre otros, para mejorar los procesos y reducir los costes y tiempos de producción.

Alstom implantará la impresión 3D en su planta ferroviaria de Barcelona

Según Moreno, algunas de estas innovaciones ya se han aplicado en el área de mantenimiento, lo que ha permitido mejorar la productividad un 5%. El objetivo es superar este porcentaje con su aplicación en toda la fábrica.

Si ya el año pasado Alstom abordó una iniciativa para eliminar el papel, dotando a los supervisores de tabletas con toda la información que necesitan, este año han puesto el foco en la impresión 3D de piezas y repuestos, según explicó el presidente de Alstom España, Antonio Moreno. También apuntó otras innovaciones para mejorar sus resultados, como un sistema de carga rápida para tranvías o autobuses eléctricos o un proyecto pionero con tecnología militar para evitar el robo de cable de cobre.

Moreno definió la innovación como “uno de los ejes fundamentales” de Alstom porque “o innovamos continuamente o nos come la competencia”, por lo que pretenden que el 30% de las ventas a nivel global procedan en 2020 de productos incorporados a su cartera en los últimos años. Así, desgranó algunos de los proyectos que la compañía tiene en mente o ya en marcha para lograr aumentar sus resultados. “Estamos implementando la impresión de piezas en 3D para introducirlas en el proceso de fabricación de los trenes”, lo cual le permitirá ahorrar costes, aunque no los cuantificó. La compañía fabricará "piezas, herramientas y prototipos de plástico y metal" y no serán piezas críticas que necesiten homologación.

Alstom implantará la impresión 3D en su planta ferroviaria de Barcelona

A bordo de los trenes, detalló que se está llevando a cabo un proceso para aumentar la sensorización de los vehículos para recoger “datos de todo lo que le ocurre a un tren y, con el el análisis de esos datos, combinándolos con otros parámetros como temperatura, clima o zonas geográficas, hacer un mantenimiento predictivo, prever qué le puede pasar al tren y hacerlo más fiable”.

Moreno explicó un proyecto que ya ha presentado a Adif para prevenir el robo de cobre mediante un sistema de sensores instalados en la línea de alta velocidad que registra las vibraciones habituales en una zona y puede detectar, mediante las variaciones de esas vibraciones, si alguien se está acercando. Además, explicó el desarrollo dela tecnología SRS, un sistema de carga rápida para autobuses o tranvías eléctricos mediante unas “planchas de un metro cuadrado” instaladas en el suelo. Un patín de contacto del vehículo tocaría la plancha y recibiría la carga eléctrica.

Con el fin de agilizar procesos, Alstom también pondrá a disposición de sus proveedores hasta 30.000 metros cuadrados de nuevas naves, para integrarlos en sus instalaciones y poder también realizar innovaciones y desarrollos conjuntos. Este parque de proveedores tendrá capacidad para unos 200 trabajadores.

La compañía ha contactado con seis empresas suministradoras que han mostrado interés en instalarse en estas nuevas naves.

 

Etiquetado como: Alstom, trenes, ferroviario, transporte
Aplicación: Tecnología
País: España